¡Qué flojera con Belina y Nodal!

Por: Roxana Herrera

¡Dejen bostezo a gusto! Ya todos sabemos que el noviazgo entre Belinda y Cristian Nodal es más falso que una moneda de tres pesos. Es el típico acuerdo que hacen entre artistas para favorecer sus carreras y llamar la atención, para desviarla de sus vidas personales. ¿O no?

Y claro que el amor entre cantantes en tiempos de pandemia también exige circo, maroma y teatro y este lo están dando justamente Beli y Nodal, quienes siguen en los reflectores de los programas de espectáculos y las redes sociales.

Para los que ya somos chavorrucos, sabemos el desenlace, porque este es un refrito de aquel idilio amoroso que en su momento también obtuvo este tipo de publicidad: Verónica Castro y Adolfo “El Temerario”…

El decir, la típica bella y el típico “naco” (¡pero con harta $$$$!), que hacen alianzas para que los reporteros no escarben su vida sentimental y preferencias sexuales… Ustedes saben a lo que me refiero, y si no… ¡jelou!, pregúntenle a su mamá o papá para que los ilustren de este romance de apariencia.

Justo así es como se está desarrollando la historia de Beli y Nodal. Que si terminaron porque Cristian quitó todas las fotos de ellos en las redes sociales, que si él hace live para aclarar que no es cierto, que si están sacando el currículum de novios de Belinda como la oportunista que es, que si Cristian la mandó cambiar de vestido porque sale muy rabona en La Voz…. Bla, bla, bla (aaaaaajum…. Vuelvo a bostezar).

Pues ya nos la sabemos, pero como ahorita por los pandémicos momentos que estamos pasando cualquier mosca que sale volando capta nuestra atención, hay que seguirle el juego y matar el tiempo con este tórrido y falso romance.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.