Justicia para Azucena

Trascendió que personal de salud del Hospital General 450 del IMSS en el estado de Durango se manifestó ante la detención de la doctora zacatecana Azucena, encargada del área COVID-19 en dicho hospital y acusada de homicidio calificado en forma de tentativa en contra de un paciente COVID-19.

Al parecer el paciente se trata de un magistrado de aquella entidad y la denuncia fue interpuesta por su hermana Velia Silva, exdelegada del IMSS en Durango y actual funcionaria administrativa en el IMSS en Tamaulipas, quien señala a la doctora Azucena como presunta responsable de haber desconectado del respirador al paciente intubado.

Su detención, aseguran médicos, es arbitraria e irregular, pues incluso el esposo de la doctora notificó a la Fiscalía de Justicia del Estado de Durango su desaparición y fue la misma fiscalía quien omitió informar de la detención de Azucena, una detención que superó las 24 horas sin que sus familiares hubieran podido contactarla.

La Fiscalía ha mencionado que existe un video que supuestamente muestra a una persona manipulando aparatos alrededor del paciente, pero enfundada en un equipo de protección personal, por lo que no se puede identificar a esa persona, un hecho que el personal médico ya señala como “manejo sucio” del caso en el que se evidencia el tráfico de influencias de la exdelegada del IMSS.

A la protesta se podrían sumar médicos del ISSSTE y del sistema de salud estatal que han conocido del caso y que respaldan la manifestación ante la Fiscalía de Justicia del Estado de Durango para que se libere a la doctora Azucena.

Y dicen que no son los mismos

A propósito del supuesto espaldarazo del presidente Andrés Manuel López Obrador a David Monreal, uno que estuvo muy contento fue el hamburguesero Cuauhtémoc Calderón, quien hace varios ayeres fuera su coordinador de campaña y que pasó de tener apenas dos negocios a contar con un emporio empresarial en tan solo una década y que hoy le dan para comprar una nueva propiedad en Bernárdez.

Siempre polémico en su trayectoria política al saltar de un partido a otro, y rodeado de acusaciones por corrupción, enriquecimiento ilícito e incluso homicidio culposo, hoy respalda un proyecto encabezado por David Monreal, como en el 2016, y aunque en la última década se ha concentrado en la vida empresarial, sus áreas de interés se han extendido hacia la política, el mundo de la farándula y la industria editorial.

Después de su fracaso en Televisa, pasó a ser alcalde de la capital, donde la Auditoría Superior del Estado (ASE) detectó diversas irregularidades por supuestos negocios millonarios con la renta de luminarias, patrullas y hasta perros entrenados.

Súmele las acusaciones de empresarios a quienes llegaron a pedir hasta el 38% de diezmo cuando fue alcalde, o que a su paso por la 61 Legislatura hizo negocio vendiendo facturas falsas, como denunció en su momento la panista Lupita Medina, sin contar con el pleito por un predio en el fraccionamiento Conde Santiago de la Laguna donde le fueron observados más de 2 millones de pesos en daño patrimonial. Y la lista sigue…

Una joyita de político

Con una corta carrera política en la que apenas había desfilado por las filas de Nueva Alianza (PANAL) y Acción Nacional (PAN), Cuauhtémoc Calderón sufrió un duro golpe cuando la noche del 31 de enero del 2013 se estampó en Villanueva y fue detenido por homicidio culposo, y aunque salió libre con una fianza de 131 mil pesos, siete años después aún no indemniza a la familia del finado.

Pero eso no impidió que ganara una diputación plurinominal en la 61 Legislatura bajo las siglas del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), partido del cual fue expulsado por Víctor Armas Zagoya, entonces delegado nacional, al correr a los brazos de David Monreal para perder en la elección del 2016.

Hoy, más de cuatro años después, trae la camisa bien puesta con las siglas de Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), a pesar de los señalamientos por su probable vínculo con Industrias A y G, que está en la mira de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) y de la Secretaría de la Función Pública (SFP) por irregularidades encontradas en el programa Crédito Ganadero a la Palabra.

Bien dicen que para tener la lengua muy larga hay que tener la cola muy corta. No vaya siendo que el nombre de Cuauhtémoc Calderón también salga en el pliego de responsabilidades por esta revisión de los entes federales. ¿Y se enoja por lo que dice la televisora oficial? ¡Cosita!

Por una justicia digital

Y hablando de justicia, don Arturo Nahle, mandamás del Poder Judicial en Zacatecas, se pronunció por avanzar hacia la justicia digital y el aprovechamiento de las tecnologías de la información para hacer frente a la pandemia también desde la administración de justicia.

El magistrado presiente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Zacatecas (TSJEZ) participó en la conferencia virtual “Retos y riesgos de la Justicia Digital”, impartida por Guillermo Tenorio Cueto, Director de la Licenciatura en Gobierno de la Escuela de Gobierno y Economía de la Universidad Panamericana, organizada por la Escuela Judicial y el Centro de Ética Judicial.

Y es que a pesar de que está la obligación constitucional de ofrecer una justicia pronta y expedita, las condiciones de la pandemia no lo han permitido, sobre todo con la restricción de actividades para evitar contagios, pero con el reto de mantener las actividades esenciales entre las cuales se encuentra la impartición de justicia. De ahí la importancia de integrar los sistemas digitales en los procesos judiciales para evitar un mayor rezago en los miles de asuntos que se atienden diariamente en el Poder Judicial.

Con él coincidió Guillermo Tenorio, quien destacó la importancia de analizar la estrategia digital en México, donde se enfrentan diversos obstáculos hacia la transición, aunque ya se han dado los primeros pasos, pues actualmente en 28 poderes judiciales se pueden consultar acuerdos de manera digital y las notificaciones en línea representan un paso muy significativo.

Peeero el gran reto, además de la infraestructura y capacitación, será el temor o la negación hacia la transición, de ahí la relevancia de fortalecer las capacitaciones y la apertura hacia este nuevo sistema de justicia digital, que tarde o temprano se desarrollará en México, como ya está sucediendo en otras partes del mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.