¿Y quién paga las facturas?

Conocidos ya los resultados de las auditorías a las Cuentas Públicas 2019, ahora sí, el primer año completito de esta administración federal, mucho hay que revisar sobre lo encontrado por el ente fiscalizador, aunque poca esperanza hay que en las observaciones y acciones a emprender se solventen.

La propia Auditoría Superior de la Federación (ASF) dio cuenta de que en la Secretaría de la Función Pública (SFP) tuvieron demasiadas trabas para realizar la revisión y se negaron a que los auditores accedieran a la información.

Si eso ocurre con el órgano técnico encargado de vigilar el correcto actuar de los servidores públicos en el ejercicio de sus funciones, ¿qué garantiza que la propia SFP dará seguimiento al resto de acciones a promover derivado de las auditorías a las Cuentas Públicas?

Curioso fue el silencio de muchos actores de la Cuarta Transformación en cuanto empezaron a trascender los primeros resultados de las auditorías, como en el caso del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, el padrón de Servidores de la Nación, la refinería de Dos Bocas, entre muchos otros programas. ¿No hubo línea o elementos de defensa?, ¿o esperarán a ver qué dice el presidente Andrés Manuel López Obrador para hacerle segunda?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.