¡Qué escándala con los Pandora Papers!

Pero qué golpe acaba de dar el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) con lo que hasta el momento es considerado la mayor filtración de datos sobre negocios offshore y paraísos fiscales, en una investigación en la que se revela que más de 3 mil mexicanos movieron fortunas a paraísos fiscales con la colaboración de bancos, asesores y despachos legales.

Y en la lista de los primeros nombres dados a conocer se encuentra el senador de MORENA, Armando Guadiana, con un fideicomiso en las Islas Vírgenes Británicas, en un escándalo de evasión fiscal que a nivel mundial ya alcanzó a tres presidentes de Latinoamérica, pero también a políticos, empresarios y familiares de figuras públicas en México.

Mal tino tuvo el gobernador David Monreal Ávila en asistir al tercer informe del senador, justo el mismo día que Armando Guadiana aparece en la primera parte de esta gran investigación y que ya fue atraída por la Unidad de Inteligencia Financiera que dirige Santiago Nieto Castillo.

O quizás la casualidad fue intencional, pues en su informe, Guadiana estuvo bien acompañado por el senador Ricardo Monreal Ávila, a quien expresó su respaldo en su aspiración a lograr la candidatura a la Presidencia en el 2024.

Bien dice el dicho: “dime con quién te juntas…”. Ahora solo queda la expectativa sobre los nombres que se darán a conocer en las próximas entregas de la investigación. ¿Estará alguien más de Zacatecas, como el alcalde Julio César Chávez en los Panama Papers?

La nueva gobernanza no sale del bache

A propósito del gobernador, a David Monreal parece darle igual si continúan las manifestaciones de maestros, burócratas y jubilados del ISSSTEZAC por la falta de pago, pues luego de su gira por la Ciudad de México (que al parecer no tuvo los resultados que se informaron), su prioridad siguen siendo los eventos de frivolidad o colgarse de la entrega de programas federales, como las Becas “Benito Juárez” en compañía de la súperdelegada Verónica Díaz Robles.

No pasó desapercibido que la gobernadora… perdón, la súperdelegada nunca tuvo un evento en compañía del exgobernador Alejandro Tello, pues desde el principio hubo esa marcada tendencia a trabajar cada quién por su lado y ahora, “mágicamente”, se concreta la coordinación con la nueva gobernanza incluso en temas de seguridad.

A lo mejor sí es verdad cada vez que el mandatario dice que “le da mucho sentimiento” lo que viven quienes no han recibido su pago, pero tampoco es que se le vean muchas ganas de atender la crisis que hoy enfrenta el estado porque para todo la excusa siempre ha sido: “la culpa es del pasado”.

Hace apenas un par de días se informó con bombo y platillo que este fin de semana se pagarían las dos quincenas pendientes al magisterio. No sucedió, como tampoco el pago a burócratas o a pensionados del ISSSTEZAC.

Sobra decir que a 22 días de rendir protesta como gobernador, aún tiene dependencias acéfalas, considerando solo la administración central, y eso sin duda repercute en todo el gobierno. ¿De verdad hay proyecto en la nueva gobernanza?

Zacatecas, a semáforo verde

Desde el pasado viernes la federación dio a conocer que Zacatecas pasaría a color verde en el semáforo epidemiológico, desde este lunes 4 de octubre y durante las siguientes dos semanas.

Solo que al gobernador le asesoraron mal, pues a través de sus redes sociales alegó que este cambio había sido por la buena gestión de las vacunas, aunque la realidad es que la Federación considera más de 20 indicadores para la semaforización, como la ocupación hospitalaria, la incidencia de contagios y defunciones, los casos activos, la frecuencia de contagios, entre muchos otros.

Todo parece indicar que a David Monreal lo que menos le interesa es mantener informada a la población sobre la situación de la pandemia en Zacatecas. Los comunicados se envían con irregularidad y ya no existen las conferencias para aclarar las dudas de la población, una necesidad urgente considerando el regreso a clases presenciales.

Con el cambio de semáforo, ni siquiera se han emitido los nuevos lineamientos, porque hasta no declarar que ha concluido la pandemia, seguramente habrá que continuar con algunas medidas y restricciones, incluso en semáforo verde, para evitar una nueva escalada de contagios.

Porque habrá que recordar que la vacuna no significa que los contagios desaparezca, simplemente se reduce la gravedad de los síntomas y evita que los pacientes lleguen a la hospitalización.

Pero como a la nueva gobernanza le encanta el circo, maroma y teatro, seguramente este cambio en la semaforización les cayó como anillo al dedo para eventos masivos, como si la campaña nunca hubiera terminado. ¿Algo tendrá que decir se nuevo secretario de Salud, que carga con el rechazo del gremio?

En alerta por nivel de presas en Zacatecas

Tan mal está la comunicación en Gobierno del Estado, que mejor el Ayuntamiento de Río Grande que encabeza el alcalde Mario Córdova informó que la presa Leobardo Reynoso, en Fresnillo, ha comenzado a verter, pero el problema es que el agua que sale de la presa desemboca en la presa El Cazadero, lo que sin duda se traducirá en un incremento en el nivel del Río Aguanaval.

A través de sus redes sociales, el gobierno municipal alertó a la población para no acercarse a las orillas del río y estar atentos “a la información de las autoridades a través de los diferentes medios de comunicación”.

El problema es que ni siquiera los medios de comunicación han sido informados de la situación por parte del Gobierno del Estado, así que se desconocen las particularidades de la presa Leobardo Reynoso y el plan de acción emergente que se implementará en próximas horas o días para evitar una nueva tragedia como la vivida en los municipios de Genaro Codina y Cuauhtémoc.

Bien haría el gobernador David Monreal en cambiar su estrategia de comunicación, porque lo urgente, lo prioritario, parece que le pasa de noche y ya sabemos lo mucho que le encanta dormir.

Tal vez si dejara de centrar la comunicación en un culto a la imagen y la vanidad y la concentrara en lo que verdaderamente debe hacer la comunicación social de todo gobierno: comunicar, informar de las acciones, proyectos, programas, trámites y servicios; de situaciones de emergencia como las que hoy enfrenta el estado, y no andar perdiendo el tiempo en felicitaciones a senadores señalados por posible evasión fiscal…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.